Déjà vu: congelamiento de tarifas y de suspensión de cortes por un año

La pandemia y el confinamiento llevaron al gobierno a buscar medidas diversas para tratar de mitigar sus efectos sobre la economía general, así como la de las personas . Naturalmente, los servicios TIC no quedaron al margen.

Todo arrancó con el DNU 311/20, del 24/03, que establecía que las prestadoras de servicios TIC (entre otros servicios) no podían disponer de la suspensión o corte de servicios en caso de mora o falta de pago hasta tres facturas con vencimientos desde el 1/3/20 . Pero particularmente para las TIC obligaba a mantener un servicio reducido , algo que no es aplicable por su naturaleza a otros servicios como agua, electricidad o gas. La obligación se mantendrá por 180 días.

Pocos días después, el Enacom, junto con la Secretaría de Innovación Pública, y en acuerdo con los prestadores del servicio, resolvieron congelar los precios de los servicios prepagos móviles, así como los de telefonía fija, retrotrayéndolos a los valores vigentes en diciembre último . Adicionalmente, los operadores acordaron ofrecer en forma gratuita otros beneficios, como el zero rating en datos móviles para la navegación en los portales de los ministerios de Educación y de Salud así como de distintas universidades, la entrega de tarjetas prepagas para establecimientos carcelarios (lo que lamentablemente produjo efectos colaterales no deseados) y la instalación o ampliación de distintas líneas de numeración corta para información y atención a la población en aspectos relacionados con la pandemia.

En los últimos tiempos, entre el regulador Enacom y las empresas prestarías de servicios TIC se venía negociando un congelamiento de tarifas . El regulador pidió 180 días y las empresas propusieron hacerlo por 90 días, argumentando que en una economía con una inflación anual superior al 50%, un congelamiento durante medio año sería devastador para su salud económico-financiera, más aún en un contexto donde, aseguran, la disminución de la recaudación es del orden del 30% (entre morosos y menores recargas de productos prepagos), con subas de los costos (en pesos y en dólares) tanto operativos como de las inversiones.

Este escenario de aportes a medidas para hacer más llevadera la difícil situación económica y social, con negociaciones de mayor o menor dureza, pero siempre con diálogo, se vio alterado esta semana con dos proyectos de ley provenientes del oficialismo . Uno propone el congelamiento de tarifas mientras que el otro la prohibición de cortes o suspensiones de servicio por morosidad o falta de pago.

Bajo el título de “ Suspensión de aumentos y revisión de tarifas de servicios de telefonía fija y móvil, internet y televisión por cable, por vinculo radioeléctrico y satelital ”, el proyecto busca producir el congelamiento total de tarifas de todos los servicios TIC, retrotrayéndolos a los valores del 1º de febrero . Asimismo, establece que la medida durará lo que esté vigente el “Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio” establecido por el Decreto 297/2020 y prorrogado en diversas oportunidades, el 31/3, el 11/4 y el 26/4.
Nota completa por Enrique Carrier

Hola @mcrisever, la vedad es que con las comunicacione del gobierno es un lío, Van, vienen, van, vienen. Nunca termino de entender nada. Este es uno de esos casos ¿Es idea mía o no se entiende nada?

1 me gusta