Sin controles por Enrique Carrier

Sin controles por Enrique Carrier https://foro.pipol.news/uploads/default/original/2X/c/cf260a56bef1ae5d3ce6980b2ed51472b9a7f8e1.png
interes 0.0 0

Desde la entrada en vigor del DNU 690, distintas mediciones demostraron que los precios de los productos de acceso a Internet actualizaron sus precios por debajo de la inflación. Esto sucedió a pesar de que muchos ISP renovaron sus precios sin tener en cuenta los aumentos autorizados por el Enacom, sea porque estaban amparados por alguna medida judicial, sea porque decidieron no respetarlos, lisa y llanamente. Una clara demostración de que la realidad es más fuerte que cualquier norma.

También esto se confirma cuando se analiza la evolución de los precios de los nuevos productos, los cuales no quedan alcanzados por la regulación del Enacom ya que su monto no responde a un aumento, como sí sucede con los productos existentes. Según el informe “Oferta de acceso fijo a Internet”, el precio promedio de una conexión de Internet es de $ 2.841 finales (tomando en consideración precios de lista y no valores con descuentos promocionales). Comparado con los $ 2.043 obtenidos en 2020 implica un aumento del 39%, por debajo de la inflación del período septiembre 2020-2021, de 52%. Así, se evidencia que los precios se fijan en función de lo que se puede cobrar y no necesariamente de lo que se desearía cobrar.

El desfasaje entre la evolución de los precios y la de la inflación tiene también su impacto en las promociones. Un 24% de los productos de accesos cuentan con una promoción, sea en la instalación y/o en el abono mensual. Así hay menos productos con promoción que en 2020, cuando alcanzó al 30%, y bastante menos que el 37% en 2019. Adicionalmente, los descuentos por promociones tienen una duración promedio de 2 meses y medio, mucho más cortas que el promedio de 8 meses encontrado un año atrás. Es claro que una inflación tan alta atenta contra promociones duraderas.

Visto por tecnología, la comparación del precio de los accesos puede ser engañosa. Se debe a que existe una gran diferencia de capacidad entre los accesos de fibra óptica o cablemódem y los de tecnologías como el ADSL o inalámbricas. Sin embargo, si se considera el precio promedio por Mbps, el más bajo responde al cablemódem ($ 100), seguido de cerca por la fibra ($ 105). En el otro extremo está la inalámbrica ($ 388) que es además la que mayor oferta tiene.

Aquí también puede verse la motivación de muchos ISP PyME operando con tecnología inalámbrica en desplegar fibra óptica para mejorar su oferta. Para ello, hace falta algo más que dinero para invertir. También es necesario eliminar las trabas que existen para los nuevos despliegues. Un tema que redituaría mejores resultados que intentar manipular los precios.

Enrique Carrier